Democracia participativa Vs Democracia no participativa

Tomás U. Salas Hernández
Democracia participativa Vs Democracia no participativa

 Para poder desarrollar un tema como lo es la democracia participativa, que es,  y cómo funciona, es necesario empezar por  comprender los conceptos, tenemos que dar un paso atrás y comenzar con el contexto histórico y ver que viene no de una creación sino de una evolución de democracia.

Es necesario saber que primero fue la Democracia directa después democracia representativa y ahora democracia participativa siendo iniciado por los griegos y romanos en sus inicios.

 Origen

 Democracia Directa

 La democracia directa nace en el siglo V antes de Cristo y llega a su forma más desarrollada en la Atenas de Pericles. Donde muchos autores hacen mención que habría que buscar el uso de democracia directa en la batalla de Marathon, en la activa participación de los ciudadanos y en las consiguientes exigencias de poder que hicieron y que alcanzo el mismo Pericles. [1]

 Para alcanzar el quorum suficiente para llevar a cabo la votación eran necesarios apenas 6 mil asistentes, todo esto era funcional en la sociedad Ateniense mientras no se pasara de ese número, como lo menciona el propio Aristóteles quien dice que el sistema seria disfuncional al sobrepasar ese número por algo tan simple como el no poder reunir a los asistentes en un solo recinto.[2]

 Pese a ser un sistema innovador al facultar a sus ciudadanos para elegir sin intermediarios, por otro lado no otorgaba el derecho al voto a mujeres, esclavos y a todo aquel que no gozara la condición de ciudadano.

 Después de esto viene Roma con su estructura republicana que reposaba sobre tres órganos básicos que eran los comicios – con atribuciones legislativas, los magistrados – representando el poder ejecutivo  y el senado. Pero eran los comicios donde se manifestaba de forma directa el pueblo con la forma del voto.

 Democracia Representativa

 Lo visto anteriormente fueron los principios de democracia participativa, pero hubo un antecedente más que es la democracia representativa que es necesario describirla para para entender a la participativa.

 Para hacer un breve apunte sobre la democracia representativa podemos decir que nace a partir de la Baja Edad Media pero toma su forma más consistente en la Edad Moderna, en la Edad Medieval  estaba basada en la representación por estamentos de la sociedad, para después adoptar un modelo de representación más liberal, en el que a quien se representa es a individuos formalmente iguales ante la ley.

 Este modelo liberal se fragua en la progresiva evolución del pensamiento a lo largo de los siglos finales de la Baja Edad Media y la Edad Moderna y se materializa como tal a finales del siglo XVIII, con las revoluciones liberales.

 En resumen la democracia representativa en nuestros tiempos, es aquella en que los ciudadanos no ejercen directamente el gobierno de la comunidad o del Estado sino que se sirven de algunos representantes a los que se elige para que ellos lo hagan.

 En palabras de Asensi, La democracia es el gobierno del pueblo ejercido a través de un grupo de representantes salidos del pueblo o la ciudadanía. [3]

  Democracia Participativa

  Se puede afirmar que la democracia participativa se entiende como tal a partir de las décadas de los años 60´s y 70´s cuando comienzan a producirse los cambios económicos y sociales. Años en los cuales el modelo social industrial caracterizado por el monopolio del Estado, la división de las clases sociales, el modelo familiar patriarcal y los valores sociales materiales se enfrentan a un cambio progresivo que llevo a un nuevo concepto social post-industrial, en el que cambio de ser una sociedad estática o estable a una sociedad compleja y dinámica que exigía mayor participación ciudadana.

 Estos cambios tanto económicos como sociales trajeron problemas a los Estados para mantener su poder, perdieron representación los partidos y votantes las elecciones  para obtener legitimación, los partidos pierden identidad y los candidatos se eligen más por popularidad que por capacidad personal, aumentando el abstencionismo electoral (algo como lo que se ve en nuestro querido México) y ante esto aparecen deseos de introducir mecanismos de democracia participativa en la democracia representativa.

 En si la democracia participativa es un conjunto de instrumentos jurídicos que se pretende introducir en la democracia representativa para complementarla y así volverla más participativa. Sin embargo se necesita voluntad para hacer más participativa la democracia representativa y no se puede limitar a solo los instrumentos jurídicos, si no existe esa voluntad de querer hacer más participativa la democracia representativa se estará lejos del objetivo.

 Es como cuando observamos campañas dirigidas a la ciudadanía, ya sea para motivación a votar y ejercer el derecho o alguna otra, el problema es que ninguna concientiza a la población de lo importante de lo que debes de buscar en un candidato, de que el ciudadano vea por las propuestas de los candidatos o de nuevas ideas para iniciativas de ley que proponen, lo único que promueven es el hecho de salir a votar y aunque están tratando de hacer a la gente participativa, caen en el error de no concientizarla y mover su voluntad por hacer un cambio con los nuevos candidatos, solo piden el voto.

 Los autores Ganuza Fernández y Álvarez de Sotomayor lo definen la democracia participativa como “Aquel sistema democrático de gobierno que para resolver los problemas de la vida social, en cada uno de sus niveles, es capaz de integrar de manera efectiva el poder institucional representativo y la mayor participación ciudadana posible[4]

  Instrumentos de la Democracia participativa

  A continuación se muestran algunos ejemplos de democracia participativa en el ámbito social.

 El Referendo.-  Es el procedimiento jurídico  por el que se someten al voto popular las leyes o actos administrativos cuya ratificación por el pueblo se propone[5]

 El Plebiscito.- Es una consulta popular que no gira alrededor de un acto legislativo – como el referendo – si no alrededor de una decisión política, aunque susceptible de tomar forma jurídica

 La iniciativa popular.- Consiste en que las personas puedan presentar iniciativas de ley, sin ser representantes populares en sus congresos, dichas iniciativas deberán estar amparadas por un número de firmas predeterminado para que sean tomadas en cuenta por las cámaras legislativas

 Revocación de mandato.- Es la Facultad de la ciudadanía de retirar del ejercicio de sus funciones a un cargo político o funcionario público antes del vencimiento de su plazo de ejercicio

 La apelación de la sentencia.- Con este sistema se somete a votación de la ciudadanía una sentencia de un tribunal.

 Después de haber visto ejemplos en el ámbito social, veremos algunos otros más en el ámbito local.

 La asamblea abierta.- Este es el instrumento más puro de democracia participativa, es originario de la Grecia antigua que vimos al inicio del texto y que hace referencia a la democracia directa. Es donde se reúnen el total de ciudadanos con voto para dar solución a los problemas de la localidad.

 Los núcleos de intervención participativa.- Son por lo general  grupos de 25 personas escogidas al azar que durante 3 o 5 días quedan liberados de sus obligaciones laborales para agregarse a unas jornadas de trabajo remuneradas y que para ello participen en la discusión y resolución de problemas de la comunidad apoyados por expertos, organizaciones y asesores. Se pretende con esto establecer un diálogo más fluido entre los ciudadanos.

  Los presupuestos participativos.- Estos no pretenden el elemento representativo en la formación y decisión del presupuesto municipal como su nombre podría dar pie a interpretación. Su objetivo es complementar al gobierno municipal, ósea  a los representantes de la ciudadanía, con la participación de los ciudadanos a la hora de elaborar parte del gasto municipal, suelen enfocarse a infraestructura y servicios públicos que el municipio aporta.

 Democracia participativa o Democracia no participativa en México

 Después de este análisis de la democracia participativa podemos darnos cuenta del lado positivo con el que se presenta este avance, ahora cabe mencionar si es lo mejor o no es lo mejor para nuestra nación que es México

 Definitivamente muchos de los elementos de una democracia participativa se pueden aplicar en México y más aun no dudo que muchos se hallan puesto en marcha en algunos gobiernos y si no pues basta mencionar programas como las audiencias ciudadanas en la ciudad de chihuahua donde pretenden acercar a los funcionarios a las personas. O como las propuestas ciudadanas que a base de firmas apoyando una idea tratan de formularla como ley, generalmente apoyando a los grupos vulnerables.

 Pero ¿porque no ha sido un éxito esta forma de democracia en México? ¿Que nos falta para llegar a ser una gran nación con ese avance democrático como por ejemplo Alemania? ¿Qué se hace mal? ¿Qué es lo que no funciona? O simplemente, ¿vamos demasiado lento? Surgen muchas preguntas a la par de…. ¿Sera mejor la democracia no participativa para nosotros?

 La verdad es que las medidas se adoptan, tal vez en menor medida o no tan de forma notoria, para nosotros una democracia representativa fue la que nos hizo como mexicanos el dejar de ir a votar al ver que los candidatos eran más mediáticos, de los cuales nunca conocimos propuestas concretas.

 Esto último es lo que a mi parecer a motivado a las autoridades a actuar pero no lo han hecho por el afán de escuchar a los ciudadanos, lo han implementado para evitar el abandono de los partidos y de las urnas a la hora de las elecciones, no lo han hecho con ganas de no dejar que la voluntad de las personas por cambiar la nación desaparezca, lo hacen con el afán de que ellos no desaparezcan o se vean gobernándose solos.

 Conclusión

 El Estado mexicano tiene que retomar esta ideología de democracia participativa que no es más que la evolución de la democracia directa, pero la tiene que retomar en una forma real no de forma electorera como se dice coloquialmente, los partidos las instituciones y los funcionarios se deben dar cuenta que están ahí más que para representar para ser la voz de los ciudadanos, hace falta que esa voz se escuche al lanzar iniciativas, a volver a las raíces, la democracia participativa vuelve a tender a la democracia directa en el sentido de que los mismos ciudadanos deben tomar las decisiones.

 Pero eso ya no es un tanto posible por la gran cantidad de personas que forman las comunidades, es por eso que las nuevas herramientas de comunicación e información tienen que jugar un papel más importante en esta labor, aparte de los instrumentos que se han generado y que han dado resultado, dando la oportunidad al ciudadano de hacerse escuchar y ser parte de una democracia participativa.

 Bibliografía

 Ganuza Fernández E.; Alvarez de Sotomayor, C. –coordinadores-Democracia y presupuestos administrativos, Icaria Editorial, Barcelona 2003

 Aristóteles, Constitución de los Atenienses, 27, 1, en Davis, JK La democracia y la Grecia Clásica, Taurus, Madrid, 1981

 Asensi Sabater, J, Elizalde, J. M. Medina, R. Iniciación a la Constitución, secretario de publicaciones de la Universidad de Alicante, Alicante, 1982.

 Diccionario de la Real Academia Española

 Ramírez Nárdiz, Democracia participativa, La experiencia española contemporánea, Universidad de Alicante España, 2009.

 



[1]  Ganuza Fernández E.; Alvarez de Sotomayor, C. –coordinadores-Democracia y presupuestos administrativos, Icaria Editorial, Barcelona 2003, págs. 14 y 15.

 

[2]  Aristóteles, Constitución de los Atenienses, 27, 1, en Davis, JK La democracia y la Grecia Clásica, Taurus, Madrid, 1981, pág. 58

 

[3]  Asensi Sabater, J, Elizalde, J. M. Medina, R. Iniciación a la Constitución, secretario de publicaciones de la Universidad de Alicante, Alicante, 1982. Pág. 149-153

 

[4]  Ganuza Fernández, E. y Álvarez de Sotomayor, C. Democracia y presupuestos participativos, Icaira Editorial, Barcelona, 2003, pág. 18

 

[5] Definición RAE, referendo

 

Noticias Relacionadas

girls-club

EL FUTURO QUE NOS ESPERA... LA RELIDAD VIRTUAL

12 de Marzo de 2015
girls-club

¡No es cierto los 5 mdd!: Pedro ¿Qué?, ¿Así nomás?

13 de Julio de 2015
girls-club

Nuño Mayer y los libros de prescolar

30 de Mayo de 2016
girls-club

La Apología del Delito

25 de Enero de 2016
girls-club

¿Cargada con Omar Bazán?

14 de Julio de 2017
girls-club

Mexicanos cobran muy caras las facturas a Peña Nieto.

13 de Junio de 2016

El Observador es el semanario más antiguo de la Ciudad de Chihuahua, y es uno de los más importantes del Estado. Su primer número circuló el 11 de enero de 1999 bajo la dirección del periodista chihuahuense Jorge Macías Rodríguez.

Nuestra misión es producir un medio de comunicación capaz de ofrecer información de alto contenido en investigación, análisis, que le de la oportunidad al lector de tomar decisiones y que a la vez contribuya a exaltar los valores morales, cívico y sociales de los chihuahuenses.

Desarrollado por BACKEND Diseños Web